viernes, 26 de mayo de 2017

STONEFIST (GORGON HUNTER) (VITRUVIAN H.A.C.K.S.)

Basic Figures, Series 1, Wave 4, 2016.
La Serie 2 de figuras de Vitruvian H.A.C.K.S. ya está en marcha con cuatro primeros personajes y la verdad es que pintan fenomenales (¿soy el único al que el Knight of Accord le recuerda mucho a al caballero Strongheart de la clásica colección Advanced Dungeons & Dragons?), pero aún nos quedan unas cuentas que ver de la primera serie, ¡lo cual siempre es un placer!
Stonefist el cazador de gorgonas tiene una de las mejores historias de presentación de toda esta línea de personajes mitológicos y de la historia griega. Cuando ya se estaba transformando en piedra debido a la mirada de las gorgonas, se cegó a si mismo para interrumpir el encantamiento. Y funcionó. Sólo su brazo se transformó en piedra y, aunque mutilado y ciego, el resto de sus sentido se desarrollaron sobrenaturalmente lo que lo convirtió en un guerrero fenomenal. Vaya, como un Daredevil de la historia antigua.
Así, para construir a Stonefist la gente de Boss Fight Studios sencillamente reutilizaron el molde del Spartan Warrior y lo repintaron, cambiándole la parte inferior del brazo izquierdo por la del Cursed Spartan que reflejaba la transformación en piedra así como la cabeza.
La brusca interrupción del encantamiento de las gorgonas queda estupendamente reflejado usando la pintura gris que emula roca, deteniendo su avance a la altura del bíceps del brazo y dejando paso a su piel. Simple pero efectivo.
La cabeza es nueva, calvo como su compañero del ejército ateniense de la colección pero con los ojos cegados, pintados en gris, y recorridos por dos grandes cicatrices que se cruzan sobre el ojo izquierdo.
El diseño del cuerpo es el que ya conocemos en Vitruvian H.A.C.K.S., super-articulado, estable, flexible y musculado. Las piezas de vestimenta están diseñadas para que se ajusten de forma perfecta al cuerpo sin denotar tamaños discordantes respecto al guerrero.
Los accesorios son abundantes y presentan interesantes variaciones en algunos que ya hemos visto. De armamento anda bien provisto con tres espadas de distinto tamaño y empuñadura, una vaina con correa para una de ellas y una lanza. Además, otro par de manos con articulación alternativa (una de ellas pintada en gris para el brazo transmutado, claro) y el soporte de la colección.
Aún más interesante son las otras piezas. Su vestimenta, el peto y faldón sin acorazar de los hoplitas atenienses presenta alguna pequeña variación de color respecto al guerrero ateniense que veremos pronto, y en su espalda incluye una apertura de la que carecía la coraza del Spartan Warrior para transportar la lanza o una espada.
Están presentes las grebas, las piezas de bronce destinadas a la protección de las piernas, y los dos accesorios cuya decoración presenta sorprendentes detalles exclusivos de Stonefist: el casco de tipo corintio que ya vimos en la Amazon Elite Warrior, sin plumaje de adorno de plumas, presenta en las protecciones laterales de las mejillas unos amenazadores dibujos que representan una boca al estilo del arte griego, y que transmite la fiereza en el combate de este cazador de gorgonas.
Por último, el escudo circular y dorado está adornado con un impactante rostro pintado en negro y rojo pero los ojos están tachados con furiosas muescas, imagino que realizadas por el propio Stonefist en un momento de enajenación. Transmite perfectamente la amenaza que quiere transmitir a las gorgonas y, también, cierto desequilibrio mental de su portador!
Un estupendo personaje lleno de carácter y perfectamente ensamblado por Boss Fight Studios creando una personalidad única a base de piezas ya existentes y conocidas por el coleccionista. ¡Sin duda Stonefist es uno de los personajes más atractivos de las Series 1 de Vitruvian H.A.C.K.S.!
Valoración (sobre 5):
David

miércoles, 24 de mayo de 2017

CONCEPT C-3PO & CONCEPT R2-D2 (STAR WARS: 30th ANNIVERSARY COLLECTION)

Figuras pertenecientes al two-pack exclusivo Concept R2-D2 & C-3PO (Ralph McQuarrie Signature Series), 2007.
En un momento de efervescente creatividad en Hasbro y derrochando dedicación a sus colecciones de Star Wars incluso le dedicaron una serie de lanzamientos a los diseños conceptuales de Ralph McQuarrie previos a la filmación de los Episodio IV y V, muy distintas visiones de algunos de los personajes principales de las que llegaron finalmente a la pantalla y de las que ya hemos visto algunas en el blog.
Pues bien, los dos droides favoritos de la afición no podían ser menos y recibieron este tratamiento con lo que llegaron al mercado estas inusuales versiones de R2-D2 y C-3PO, mucho más famosa la del droide de protocolo ya que su imagen es uno de los trabajos más populares de diseños previos para Star Wars de McQuarrie .
R2-D2 ya pasó por el blog para su análisis hace tiempo, pero no podía dejar de presentar a la pareja junta para finalmente abordar a C-3PO y, de paso, disfrutar de más imágenes del pequeño droide astromecánico con este aspecto tan alejado de como lo conocimos (es decir, había olvidado que ya lo había reseñado, ¡pero dicho así queda más elegante!).
C-3PO es una figura que prometía sobre el papel muchísimo pero su traslación al plástico es cuanto menos decepcionante. Está presente el diseño de McQuarrie, claro, pero no entiendo como Hasbro no creó una figura de acción con los niveles de articulación ya de sobra dominados por la compañía y en esta colección en esos momentos.
Once son sus puntos articulados pero con un anticuado mecanismo de corte en los hombros y una articulación en los tobillos inservible ya que son prácticamente inamovibles. Además carece de articulación en las rodillas y las piernas están diseñadas para que la figura permanezca en las misma posturas ya que una de ellas es más grande que la otra y ha de estar permanentemente adelantada o atrasada. Su estabilidad, además, no es nada buena. Los más puristas dirán que de esa manera la figura reproduce perfectamente la ilustración de McQuarrie, pero como figura de acción es un paso atrás.
El cuerpo del droide de protocolo, más bien sencillo y sin muchas complicaciones en ese diseño original, está bien trasladado a esta escala con líneas que recorren piernas, abdomen y placas del torso. La pieza del pecho parece no encajar totalmente en línea con el resto del torso, y las hombreras deberían estar algo separadas del cuerpo mientras que en la figura están totalmente integradas en unos brazos más detallados que el resto del droide, y cuyas manos sí que son unas piezas muy bien hechas.
La cabeza refleja el gesto de asombro de C-3PO en la ilustración pero le falta algo de "vida", quizá simplemente pintar una línea negra en la boca y dos puntos en los ojos. Además me parece algo alargada y afilada respecto al diseño en papel, más redondeado.
Por último el color, un tono en bronce con sombreados a lo largo del droide que le proporcionan el toque de envejecimiento adecuado pero, de nuevo, no termina de concordar con la ilustración en la que vemos un tono de amarillo más claro que el utilizado en la figura.
Un par de figuras que ilustran la rica historia de Star Wars (y sus orígenes y desarrollo) pero que parecen destinadas más a los die-hard fans que al comprador casual. Y aunque siempre es bueno enriquecer las tipologías de droides en nuestros estantes, este C-3PO primerizo palidece en comparación con su pequeño complemento R2-D2.
Valoración (sobre 5):
C-3PO:
R2-D2:
David

lunes, 22 de mayo de 2017

CAPTAIN BRITAN (CAPTAIN AMERICA, THE FIRST AVENGER: COMIC SERIES)

Basic Figures, Wave 2, Nº06, 2011.
El Capitán Britania hace nada menos que su tercera aparición en el blog, y es que aparte de que me gusta mucho el personaje (sobre todo en la etapa de Claremont y Davis en Excalibur) la gente de Hasbro ha sido particularmente generosa con él lanzando incluso una cuarta figura de Brian Braddock incluida en el pack International Patriots junto al Capi y a Red Guardian!
El que nos ocupa hoy pertenece a la colección de la primera película del Capitán América y es una versión distinta al de la colección Marvel Universe con su fantástico look de los 80 y 90. En concreto se trata del Capitán Britania de New Excalibur y viste una variante del segundo uniforme del personaje, interesante pero menos atractivo que aquél.
El molde sigue la curiosa línea de esta colección del Capi con diseños más macizos y fornidos y menos estilizados que los de la colección "madre" Marvel Universe. Pese a esa robustez la figura disfruta de unos considerables dieciocho puntos articulados y buena estabilidad, algo rígidos en la cadera, pero suficientes para el producto.
Este uniforme se emparenta con el del Capitán Britania con el yelmo y la Union Jack pero presenta novedades como las botas y el cinturón repleto de bolsillos. La bandera ocupa todo el torso y los colores de la misma no se interrumpen en la cintura sino que se prolongan de forma natural en los pantalones blancos. La parte inferior de los brazos es azul oscuro aparte de unas muñequeras blancas, pero todo ello parece que aporta algo de confusión al conjunto.
El casco es muy similar al previo del Capi, pero menos emblemático. Oculta ojos y nariz, y también se prolonga por la barbilla dejando al descubierto solo la boca, pero es totalmente rojo salvo por los retazos de la Union Jack en los laterales. En la espalda encontramos un agujero al estilo de los G.I. Joe; seguramente es un torso reutilizado de alguna otra figura del Capitán América en el que se podía enganchar su escudo.
La otra gran novedad de esta versión del personaje es el tono metalizado de la pintura, muy distinta a la decoración mate de las figuras del Marvel Universe. Le proporciona al Capitán un aspecto refulgente entre sus compañeros de colección y transmite la sensación de que su uniforme es algún tipo de armadura ligera. Impactante pero... ¡sigo quedándome con el anterior Capi!
Como accesorios incluía uno de esos cacharros que disparan proyectiles (si lo tengo, que espero que no, no sé ni donde estará) y una espada Excalibur, bastante grande por cierto, con una empuñadura con bastante detalle y pintada en dorado que puede sostener perfectamente. Mi ejemplar de la figura es de segunda mano y se nota sobre todo en la pintura dañada de la hoja de la espada.
Toda una curiosidad este Capitán Britania apropiado para fans del personaje de la Marvel UK, y para completistas, pero no esencial. Si se consigue a buen precio es una adquisición interesante para nuestras filas de héroes patriotas, pero a nivel personal me quedo con el Capitán clásico (que no su primera versión, que también vimos aquí) y lo considero más que suficiente para una buena colección!
Valoración (sobre 5):
David